Mis seguidores

miércoles, 8 de enero de 2014

DE NUEVO CON LAS REALES

Se estima para la comarca una población aproximada de 7 parejas, de éstas la mayoría con el nido ubicado dentro de la comarca y aunque alguna lo tiene fuera del linde, parte de su zona de campeo y caza pertenece también a nuestra comarca, o lo que es lo mismo en términos humanos, están empadronadas fuera pero vienen a hacer la compra aquí.
En una entrada anterior puse fotografías de la hembra pero en esta ocasión la suerte me ha sonreído con la oportunidad de poder fotografiar al macho, y digo suerte porque la verdad es que a las horas que se presentó un día en el posadero ya había muy poca luz (casi más fácil habría sido ver llegar un buho real) y además a contraluz, y otro de los días, además, había que echarse piedras en los bolsillos para no salir volando, las manos estaban ocupadas sujetando el escondite y los pies pisando las telas, más de una vez pensé que se iba todo a tomar por cu..., y para colmo acabó lloviendo, pero como he dicho, hubo suerte y pude conseguir fotografiar esta magnifica rapaz aunque sólo el haberla podido observar a esa distancia ya habría merecido la pena. En tan malas circunstancias es cuando se agradece el poder poseer el equipo que tengo, sin él, sólo me hubiera traído el recuerdo de la observación y un montón de malas fotos inservibles para nada. La mayoría están disparadas a ISO 800 con un diafragma 3.5-4.5 y velocidad de 1/125 con una focal de entre 300-400 mm, sólo una está a ISO 400, vel. 1/60 y f/4.5









2 comentarios:

  1. Enhorabuena por conseguirlo, a pesar de la situación tan límite. Es un macho precioso que tuvo que dejarte de lo mas satisfecho.
    Gran trabajo que seguro despierta la envidia de muchos, la mía la primera. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Por si fuera interesante o de utilidad para ti o para los lectores de tu web, tengo publicado el siguiente blog:
    http://plantararboles.blogspot.com
    Se trata de una manual breve y sencillo para que los amantes del monte y del campo podamos reforestar, casi sobre la marcha, aprovechando las semillas que nos dan los árboles y arbustos autóctonos de nuestra propia región.

    Salud,
    José Luis Sáez Sáez

    ResponderEliminar